Afiliaciones
Hermanas 3/5
Élite 09/20
Directorios 6/8
Última limpieza 20/07/2017
Vodevil
Bienvenido, Invitado

Moon Child || Charles

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Moon Child || Charles

Mensaje por Charles Strauss el Mar Feb 28 2017, 03:41

Malleus Malificarum
se afirma que una sólida creencia en los brujos no es doctrina católica: véase el capítulo 26, pregunta 5 de la obra de Epíscopo. Quien crea que cualquier criatura puede ser cambiada para mejor o para peor, o transformada en otra cosa u otro ser, por cualquiera que no sea el Creador de todas las cosas, es peor que un pagano y un hereje. De manera que cuando informan que tales cosas son efectuadas por brujos, su afirmación no es católica, sino simplemente herética. Más aun, no existe acto de brujería que posea efecto permanente entre nosotros. Y esta es la prueba de ello: que si así fuera, sería efectuada por obra delos demonios. Pero asegurar que el diablo tiene el poder de cambiar los cuerpos humanos e infligirles daño permanente no parece estar de acuerdo con las enseñanzas de la Iglesia. Porque de este modo podrían destruir el mundo' entero, y llevarlo a la más espantosa confusión.
Más aún, toda alteración que se produce en el cuerpo humano -por, ejemplo el estado de salud o el de enfermedad - puede atribuirse a causas naturales, como nos lo demostró Aristóteles en su séptimo libro de la Física. Y la mayor de estas causases la influencia de las estrellas. Pero los demonios no pueden inmiscuirse en el movimiento de las estrellas. Esta es la. opinión de Dionisio en su epístola, a San Policarpo. Porque eso sólo puede hacerlo Dios. Por lo tanto es evidente que los demonios no pueden en verdad efectuar ninguna transformación permanente en los cuerpos de los humanos; es decir, ninguna metamorfosis real Y de ese modo debemos atribuir la aparición de cualquiera de esos cambios a alguna causa oscura y oculta.
Y el poder de Dios es más fuerte que el del diablo, así que las obras divinas son más verdaderas que las demoníacas. De donde, cuando el mal es poderoso en el mundo, tiene que ser obra del diablo, en permanente conflicto con la de Dios. Por lo tanto, como es ilegal mantener que las malas artes del demonio pueden en apariencia superar la obra, de Dios, del mismo modo es ilegal creer que las más nobles obras de la creación, es decir, los hombres y los animales, puedan ser dañadas o estropeadas por el poder del diablo. Más aun, que lo que se encuentra bajo la influencia de un objeto material no puede tener poder sobre los objetos corpóreos. Pero los demonios están subordinados a ciertas influencias de las estrellas, porque los magos observan el curso de determinadas estrellas para invocar a los demonios. Por lo tanto, ellos carecen del poder de provocar cambio alguno en un objeto corpóreo, y de ahí que las brujas poseen menos poder que los demonios.
Charles guarda pocas memorias de una infancia que para él fue traumática. Sabía que antes lo habían tenido todo, todas las oportunidades del mundo a sus pies, pero después del fuego que se llevó su hogar y la vida de sus padres ya no quedó nada, sólo eran Werther y él.

De los dos su mellizo siempre fue el fuerte, quien lo cuidó como pudo y tuvo que soportar sus llantos y su debilidad cuando estaban en la calle, huérfanos, completamente perdidos.
Tuvieron que robar, huían todo el tiempo para no acabar en un orfanato, y sus vidas se volvieron algo más estables cuando Kóstyk los atrapó robando y los adoptó en el circo, dándoles un trabajo y un show que más adelante los convertiría en estrellas.

Junto con su hermano formó un dúo de aro aéreo escandalosamente bello, también volaban en los trapecios, o bailaban. Sus shows siempre eran muy visuales, y a veces incluso polémicos, y tal vez por eso que se crearon una fama más rápido que otros artistas, por lo llamativos que eran juntos.

Charles siempre pensó que le gustaba su vida en el circo, y se hizo a ella, pues era todo lo que conocía. Fuera de la arena era un chico calmado, pero dentro de la carpa principal tenía que brillar para ganarse los aplausos.

Su vida dio un giro extraño cuando en Salem se enteraron de que su hermana mayor, Lucy, de la que ni siquiera se acordaba, resultó que estaba viva, y entonces todo se volvió muy extraño.
Se debatieron entre abandonar o no el circo para adoptar una vida de lujo y pereza, pero Charles no se sintió capaz de vivir sin los aplausos del público, sin ser libre, sin maquillarse y ponerse los bellos trajes que confeccionaban para ellos, para que brillaran en lo alto de los trapecios... Y aunque empezaron a vivir con Lucy, ganando cierto estatus, siguieron actuando y yendo a entrenar al circo.
Unas cuantas noches antes de mudarse oficialmente con su hermana mayor un encuentro muy desagradable con Christian les reveló que tenían poderes, Werther y él, pero Charles no fue capaz de explorar aquello con detenimiento, pues a parte de que no tenían mucho tiempo, tal habilidad sólo parecía aflorar en situaciones muy concretas.

Fue la noche de halloween de 1917, en el cumpleaños de su mellizo y él, que se vio envuelto en un suceso que les cambiaría la vida. Éste los cambió, no sólo a ellos, sino que a todo el circo, de lugar y de época, y con ello sus vidas habían volvieron a estar patas arriba.
Charles
Nombre: Charles Strauss.
Fecha de nacimiento: 31/10/1899.
Género: Masculino.
Procedencia: Nueva york.
Estado civil: Soltero.
Otros: - Su edad actual no concuerda con la del registro por culpa de la brecha temporal.
- Hace poco empezó a explorar una faceta suya más atrevida, entrando en contacto con la ropa de mujer y haciendo de vedette en el sideshow bajo el nombre de "Charlotte". Ahora prefiere que lo llamen "Lotte".
Carny
avatar
Datos
Imagen personalizada :
Mensajes : 161
Carny

Volver arriba Ir abajo

Re: Moon Child || Charles

Mensaje por The Fool el Mar Feb 28 2017, 04:08

Aceptada
Recuerda hacer tus registros.
avatar
Datos
Imagen personalizada :
Mensajes : 427
Administración

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.