Últimos temas
» A part of me || Hazel
Ayer a las 17:21 por Jolene Blackstone

» Registro de PB
Ayer a las 02:18 por Clancy Brown

» Clancy Brown ID
Ayer a las 00:57 por The Fool

» I need some answers... now//Belial
Miér Mar 22 2017, 18:14 por Reynard Geist

» Purple is the new red//Gwen
Miér Mar 22 2017, 17:45 por Christian Goodman

» Not me || Jack
Miér Mar 22 2017, 03:12 por Jude Blackstone

» Too weird || Dallas, Belial & Kangee
Mar Mar 21 2017, 20:45 por Christopher Dallas

» Identidad.|| Nicola.
Mar Mar 21 2017, 13:05 por Nicola Stracci

» Registro de trabajadores del circo
Mar Mar 21 2017, 12:26 por Nicola Stracci

» No es lo que parece... || Jack
Mar Mar 21 2017, 12:23 por Patrick

Afiliaciones
Hermanas (3/5)

Directorios y recursos (6/6)
Última limpieza de afiliaciones: 22/02/2017


Créditos: El diseño y la ambientación han sido realizados por la administración del foro exclusivamente para éste.

El diseño del foro no habría sido posible sin la ayuda de los tutoriales y guías de Serendipity y El foro de asistencia de foroactivo.
El coloring que hemos utilizado para las imágenes es éste ¡Muchas gracias AytenSharif11!

No copies, se original y diviértete.

Élite (17/36)
—Vodevil—
Vodevil
Bienvenido, Invitado

La muerte de los amantes || Jack

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La muerte de los amantes || Jack

Mensaje por Alec Knox el Vie Mar 10 2017, 16:44

Había pensado que regresar al circo sería la mejor opción para él después de todo lo que había pasado, prefería hacer como si el tiempo que había pasado en el manicomio no hubiera ocurrido realmente, como si solo hubiera sido un sueño que quedaba atrás. Sin embargo, las cosas en el circo tampoco iban bien. Mucho rozaban la locura tras aquel supuesto viaje en el tiempo que había hecho todo el circo. Por su parte, Alec simplemente había actuado como un espectador, como si realmente no le hubiera afectado ese cambio. No tenía nada en el pasado que echar en falta, y había dejado de buscar lógica en los hechos del mundo. Todos estaban locos, la realidad ni siquiera era tal, puede que estuviera rozando la locura más que nunca, pero poco le importaba.

El problema ahora era el estado del circo, que agonizaba en esa nueva época, totalmente destartalado tras el viaje. Pero había algo que le atormentaba todavía más, Jack estaba en el circo también y todavía no sabía si era una desgracia o algo positivo. Por el momento había decidido mantener las distancias, se centraba en las reparaciones necesarias para que el circo volviera a funcionar. Posiblemente era la primera vez en su vida que trabajaba de verdad, como si no hubiera nada más.

Habían pasado ya un par de semanas, y desgraciadamente para él las reparaciones se acababan, dándole más tiempo para pensar y darle vueltas en la cabeza al único tema que le perseguía desde hacía tiempo, Jack. Lo había visto varias veces, siempre desde la distancia y procurando no dejarse ver, de pasada. Pero en ese momento se decidió a hablarle, aun sin saber que podría resultar de un nuevo encuentro. Todavía estaba furioso con él, alguna vez incluso lo había visto con Nicola y le había hervido la sangre, deseaba que ambos desaparecieran de las formas más dolorosas, pero esos deseos menguaban cuando veía a Jack a solas.

Cuando vio al rubio entrar en la casa del terror fue como una señal, era el lugar idóneo, allí era donde habían comenzado sus juegos, resultaba incluso poético. Entró tras él a la oscuridad de la atracción mientras pensamientos contradictorios golpeaban su mente. - ¿Necesitas ayuda? – preguntó para llamar la atención sobre su presencia, aunque posiblemente ya lo habría notado. Se llevó la mano inconscientemente a la zona del disparo que le recordaba lo finos que eran los sentidos del artista.




Spoiler:
avatar
Datos
Imagen personalizada :
Mensajes : 170
Carny

Volver arriba Ir abajo

Re: La muerte de los amantes || Jack

Mensaje por Jack Stracci el Vie Mar 10 2017, 18:56

Iba fumando su quinto cigarro del día y no eran ni las once. Era la única forma de calmar la ansiedad o al menos tener la ilusión de que lo hacía porque eso estaba muy lejos de calmarlo. Casi no comía, pero eso era bueno ya que las porciones eran cada vez más pequeñas desde que estaban en el pueblo, pues no había mucho que ofrecer. Jack estaba recién comenzando pero se le notaba que parecía haber caído en un vicio. Estaba constantemente distraído, más de lo usual, tanto que ni siquiera se había dado cuenta de los que lo miraban como acechando, uno había sido Tate y también estaba Alec.

Cuando fue a la casa de los sustos lo hizo con la intención de desmantelarla para hacer otra atracción y pasar de esa a la que iba muy poca gente y sólo la usaban de baño o para follar. La privacidad que daba no siempre era buena. Entró llevando en cigarro entre los dedos y el cinturón de herramientas en torno a su cadera. Andaba con una camisa de leñador de franela roja, una chaqueta de gamuza gastada pero que seguía siendo perfecta para el clima, más para él que trabajaba a la interperie todo el día y unos jeans gris humo bastante gastados de color pero que la tela seguía firme y le daba protección. Las botas de cuero café terminaban su atuendo sencillo.

Caminó por los pasillos oscuros hasta que llegó donde estaba una maniquí vieja pintada de blanco con una peluca rubia horrorosa que estaba enredada, sus ropas era un harapiento vestido de novia que habían encontrado por ahí hace muchos años, más si se contaban los doce años que nadie vivió. Sólo las cosas. La miró y pese a los fea que era Jack la encontró bella, pues alguna vez fue el maniquí de una tienda luciendo marcas que nadie podía pagar, alguna vez esa peluca la lució alguna vedette sintiendose más deseada sólo por su rubio perfecto y alguna vez ese vestido de novia lo llevó una mujer en el que esperaba ser el día más feliz de su vida. Esa muñeca dela casa de los sustos componía lo más decadente de una mujer en desgracia. Mientras Jack la miraba vio que había algo en su mejilla y al girarle un poco la cara vio como tenía un pene dibujado apuntando hacía su boca. Alzó ambas cejas y miró los ojos celeste de la maniquí.

Es lo más bajo que pudiste caer.— le habló creyendo que estaba sólo y que podía hablar con las cosas para diversión propia sin que lo creyeran que estaba loco, de nuevo. Pero no lo estaba, no estaba solo. Se sobresaltó al escuchar la voz profunda de un hombre y se giró para encontrarse con la figura y rostro de Alec. Estaban en penumbra, pero podía reconocerlo fácilmente. Todo su cuerpo se tensó en ese momento.—No, estoy bien.— le dijo algo cortante, notoriamente tenso.—¡Aah!— quejó cuando se quemó los dedos con el cigarro que se consumió solo hasta tocar su piel. Como reflejo lo soltó viendo la pequeña braza en el suelo y la extinguió con un pie. Luego se llevó los dedos a la boca para pasar la lengua entre estos y aliviar con su saliva la quemadura.


Abyss:

avatar
Datos
Imagen personalizada :
Mensajes : 570
Risen

Volver arriba Ir abajo

Re: La muerte de los amantes || Jack

Mensaje por Alec Knox el Vie Mar 10 2017, 21:53

Permaneció en silencio mientras Jack miraba el maniquí, sentía curiosidad por saber que estaría pasando por su mente en ese momento, que le había hecho pensar ese viejo maniquí. Fuera lo que fuera resultaba evidente que era algo triste, varias veces lo había visto así y había intentado acallar la punzada de preocupación que despertaba en él. Dio un par de pasos más cuando le respondió, aunque le dijera que no necesitaba ayuda, en realidad no estaba allí por el trabajo. - ¿Estás bien? – preguntó por la quemadura, haciendo ademán de acercarse, pero se refrenó a tiempo antes de hacerlo. Le habría gustado comprobar la quemadura y poder lamerla para aliviar el dolor.

- Ese maniquí es horrible – comentó, mirando esa vieja figura, todavía más arruinada que la última vez que había estado ahí dentro. – Siempre dije que deberían usar persona de verdad si pretendían asustar a alguien – añadió aunque realmente nunca había expresado ese pensamiento en voz alta, se suponía que su labor era destruir el circo, no arreglarlo. Y ahora que intentaba salvarlo parecía que los deseos del viejo estaban más cerca de cumplirse que nunca.

Sintió un ligero tirón en su camisa que le hizo bajar la mirada, encontrándose con su hermana, instándolo a que se dejase de tonterías y hablara con él de lo que quería. - ¿Por qué has vuelto al circo? – preguntó directamente tras unos instantes de silencio, si él estaba ahí era precisamente porque quería alejarse de él, y al final solo había conseguido lo contrario.




Spoiler:
avatar
Datos
Imagen personalizada :
Mensajes : 170
Carny

Volver arriba Ir abajo

Re: La muerte de los amantes || Jack

Mensaje por Jack Stracci el Mar Mar 21 2017, 01:26

Se sentía un poco inquieto con Alec cerca, se le apretaba el estómago. No podía evitar sentir una atracción que lo quería arrojar a sus brazos. Podía sentir su olor en el espacio intimo en el que estaban, la oscuridad era una cómplice bastante tentadora y peligrosa también. Aunque Jack no pensaba en esas cosas, sólo quería alejarse de él. Habían terminado tan mal una relación de meses en los que se refugió en él. Meses complicados que sin su amor hubiesen sido imposibles.

Cuando le hizo la pregunta se quedó en blanco y guardó silencio. Había discutido con Nicola y este había pretendido ir a matar a Alec. Temía por que surgiera el demonio que llevaba en su interior por eso fue con Cassandra. Pero no había sido por él, no por algo romántico, salvarlo quizás, detener a Nicola. Quizás hubiese sido bello decirle "por ti" pero no pretendía darle falsas esperanzas. Habían terminado.

¿Hubieses preferido que no estuviera?...—preguntó en un susurro, no necesitaba elevar la voz. Buscó su mirada en la penumbra. Le debía tantas explicaciones.—Alec... Hice las cosas muy mal contigo, no te merecías nada, ni como terminé la relación que teníamos, ni como fue esta... Tenerte encerrado...Fui un monstruo egoísta...


Abyss:

avatar
Datos
Imagen personalizada :
Mensajes : 570
Risen

Volver arriba Ir abajo

Re: La muerte de los amantes || Jack

Mensaje por Alec Knox el Mar Mar 21 2017, 03:29

- Si – su respuesta no se demoró ni un instante, por supuesto que preferiría que no estuviera ahí, odiaba tener que verlo cada día y odiaba todavía más no poder luchar contra las ganas de buscarlos solo para mirarlo un momento desde lejos. Resultaba patético y eso le molestaba todavía más. Lo miró con la expresión seria, adivinando sus rasgos entre la oscuridad. Lo cierto es que no necesitaba verlos, se conocía de memoria cada centímetro de él, había pasado horas mirando su rostro, imaginándolo.

Negó con la cabeza cuando empezó a habla y dio un paso hacia él, acortando las distancias con rapidez, de manera un poco agresiva, aunque no llegó a tocarle, apenas le rozó el aire que s movimiento había provocado. – Cállate, no necesito eso, no estoy aquí para escuchar un discurso de culpabilidad – espetó con clara molestia, su tono de voz era áspero y su rostro se había tensado. Apretaba la mandíbula sin ser consciente de ello, cada vez que le escuchaba disculparse y decir lo mal que había terminado todo se enfurecía, sonaba como si todo hubiera sido un error, como si se arrepintiera.

Fuiste el mismo bastardo de siempre, quien lo hizo mal fui yo, debí matarte cuando me encerraron, cuando viniste a verme – su mirada descendió hacia su cuello, pero estaba perdida, en su mente se había tenido de rojo, imaginando sus manos alrededor. Deseaba golpearle, obligarle a estar con él, dejar marcas permanentes en su pálida piel.




Spoiler:
avatar
Datos
Imagen personalizada :
Mensajes : 170
Carny

Volver arriba Ir abajo

Re: La muerte de los amantes || Jack

Mensaje por Jack Stracci el Mar Mar 21 2017, 03:50

Se tensó cuando creyó que Alec callaría sus disculpas con un golpe y por puro reflejo levantó las manos para alejarlo desde los hombros, los agarró con fuerza que luego fue aflojando al no recibir el golpe. Jadeó, llevaba mucho sin tocarlo, aunque fuera sólo a sus amplios hombros. Se acercó un paso, lo suficiente. Agarró su mandíbula y lo besó sin pensar. Fue brusco, por si lo rechazaba, también porque estaba molesto y porque no debía. Pero no había podido frenarse pues ni siquiera se había propuesto hacerlo.

Desde que llegaste me haz hecho la vida un desastre. Yo no era infiel hasta ti...Nunca deseaba otros labios hasta que llegaste y te maldije mil veces a la vez que te deseaba. También hubiese preferido borrarte del mapa. ¿Que hacías tú en le circo también? ¿Por qué no te buscaste la vida en otro lado? Estabas cerca de Deimos... Yo crecía acá, tengo más derecho a estar acá.— le apretaba la mandíbula en una caricias que estaban muy lejos de ser suaves. Adelantó la cadera para pegarse a su cuerpo rozándolo con necesidad. Ni siquiera había olvidado como era hacer el amor con él. No olvidaba sus largas conversaciones si su sonrisa, ni el color de sus ojos, todo rodeado de blanco, del viento del faro, de las raíces del bosque. Estaban en el lugar donde todo había empezado y se decía a si mismo que ahí debía acabar. Pero no podía soltarlo.


Abyss:

avatar
Datos
Imagen personalizada :
Mensajes : 570
Risen

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.